10.3.09

gente odiosa

Viejo, qué bronca. Eça de Queirós vivió 55 años. Molière, 51. Émile Zola, 62. Flaubert, 59. Pessoa, 47.

Queirós escribió unas tantas novelas importantes (en tamaño y en valor, al menos para Protugal), ademàs de cuentos y qué sé yo qué más. Pero ponele que no es tan grosso como Flaubert. Igual, el chabón fue, se viajó medio mundo, estuvo cuando estrenaban el canal de Suez (una peli de la hostia) y después se fue a hacer de diplomático por ahí, dígamos en la Habana, en Inglaterra y en Francia.

Pero ponele que Quierós no es tan grosso. Porque al fin y al cabo, El primo Basilio es un robo a la gran novela de Flaubert. Que, ya que lo mencionamos, además de él también viajar por medio mundo, se dio el lujo de escribir cinco novelitas, que no es que las escribió así nomás, sino enfermísimo por los detalles y el lenguaje.

Igual que el otro, Zola, que se puso en armar un movimiento derivado del Realismo, pero que hoy todavía muchos no pueden valorar los detalles que los diferencian. Este muchaho se fue a Londres, no más, escapándose porque lo perseguían por un par de oopiniones políticas. Pero está bien, como no viajó tanto, se dedicó más a escribir. Un poco más. Digamos, unas veinte novelas. A las que se les suman ensayos, y cuentos, y.

Y que me dicen de Pessoa, que además de hablar tres idiomas maravillosamente para su adolescencia, y de haber escrito quié sabe cuántos poemas (acá ya perdimos la cuenta) se dio el lujo de tener nounasinocuatro personalidades -perdón he-te-ró-ni-mos- que se hicieron famosas. Cuatro. Aunque andá a saber cuánto queda por descubrir: el pibe arrancó con los heterónimos a los 6 años. Ténganlo en cuenta, futuros padres de hijos con amigos imaginarios.

Y bueno, Moliére, qué querés que te diga. Como se me cansaron las palabras, sólo voy a a apuntar que escribió como 24 obras de teatro, en rima y en prosa.





Creo que es un buen momento para que todos nos replanteemos nuestras vidas. Piénsenlo. Yo, mientras, me voy a rendir Literatura Meridional.