28.3.10

para qué tanta música


por qué tanta música últimamente en este blog? es cierto que tengo muy poco tiempo últimamente (quienes sigan mi reader, o los blogs que leo seguido, se deben de haber dado cuenta de mi ausencia). pero también es cierto que estoy pasando un momento de mucha música. viejos clásicos, nada nuevo, pero igual de. fulfilling. en este momento la música me acompaña mucho, y los temas que van conmigo en el mp3 están muy bien elegidos.

no sé si ya puse esto alguna vez. siempre pienso en esto, por eso tengo la sensación de que es algo que repetí hasta el cansancio. me gustan todas las artes en general, todas me parecen salvadoras. cuando pienso en esto me acuerdo de la película “el gusto de los otros” y de las transformaciones que puede provocar el arte. y que creo que se pueden dar en todas sus formas, creo que lo único necesario es que llegue en el momento preciso, o algo así. hay películas y obras de teatro y libros y poemas que te cambian la mirada, o que te hacen sentir que alguien en el mundo sintió algo parecido a lo que vos sentías y que nunca pudiste expresar. hay tantas música que te acompaña cuando estás raro, tanta que te levanta el ánimo cuándo estás mal, tanta que te hacen bailar y cantar a los gritos cuando estás contento. hay cuadros que te impactan, que te golpean, que te shockean, que te demuelen, hay aquellos que te ponen triste, y esos otros que te hacen sentir que algo bueno hay en el mundo. hay comix, punk rock, teatro del absurdo, cuentos cortos, música de jazz, expresionismo, impresionismo y escuela clásica. están pollock y vian, piaf y morrissey, beckett, truffaut y lorca, los ramones, mozart, salinger, modigliani, gershwin, el expresionismo alemán, audrey hepburn y los small faces. y todo eso.

supongo que lo que sucede con la música, más que nada con la música más moderna, del jazz o de las canciones populares de los distintos lugares y épocas, es que es breve y combina música y palabras y es, por lo tanto, de golpe más directo y rápido que las otras artes. el efecto de la música es automático. y eso de que tenga tres posibilidades de llegarte, por la música, por la letra, o por la genial combinación de ambas, me resulta increíble, literalmente, me asombra cada vez que una canción me emociona por cualquiera de los tres motivos, y eso que son muchas las que lo hacen.

todas las canciones que estoy poniendo son importantes. y si bien no tengo el tiempo de dedicarles el post justificativo a cada una, que es algo que me encantaría hacer, en algún punto me parece que está bueno dejarlos a solas con las canciones, y que ustedes se fijen. por mi parte, pueden confiar en que nada está librado al azar.

espero que más allá de la ausencia de la variedad que tratamos de que haya en este blog, esperamos que estén disfrutando estos posts. algún día, quizás, volvamos a la programación habitual. aunque con el vf nunca se sabe del todo…