15.7.10

Il fiore del partigiano morto per la libertà



Cuando tenía diez años me cambiaron de escuela por segunda vez y fui a parar a una de mi barrio, que era doble escolaridad con turno tarde en italiano. En algún momento de ese mismo año, entre los libros que siempre me daba mi viejo, había uno que venía con casete (inserte deschave de edad aquí) y tenía canciones de distintas partes del mundo. Había dos italianas, una que no recuerdo y otra que jamás olvidaré: Bella ciao. [qué relación hay entre lo de la escuela y lo de las canciones? que, probablemente no le habría prestado tanta atención si no hubiera estado tan empapada de ese idioma en ese momento... o tal vez sí, quién sabe.]


Bella ciao (¿Adios, bella?) es una hermosísima canción que empezó siendo alguna vez una canción de trabajadores, y que durante la segunda guerra mundial se convirtió en una canción de los partisanos italianos (la resistance contra los fascisti, algo que pueden leer más detallado y mejor explicado en otras partes, empezando por el artículo de wikipedia sobre Bella ciao). Esa misma versión [bah, una de las versiones, porque por lo visto hay muchas variantes de la letra, con apenas leves cambios (el comienzo puede decir Stamattina o La mattina o Una mattina, por ejemplo, y pasa lo mismo con otras palabras, pero el sentido, el orden y las palabras clave se mantienen iguales)] era la que tenía en el k7 (otro deschave, che). Hace poco me reencontré con ella, y estuve investigando un poco la letra y demás, y me dieron ganas de hacer este post. Porque es una canción que quiero, porque la letra es increíble, porque la música me conmueve muchísimo. Encontré esta linda versión en YouTube, y abajo incluyo un intento de traducción de la versión que canta este muchacho (?).



A la mañana, apenas me levanté,
O bella ciao, bella ciao, bella ciao, ciao, ciao,
a la mañana, apenas me levanté,
descubrí al invasor.

Partisano, llevame lejos,
O bella ciao, bella ciao, bella ciao, ciao, ciao,
partisano, llevame lejos,
que siento que voy a morir.

Y si muero de partisano,
O bella ciao, bella ciao, bella ciao, ciao, ciao,
y si muero de partisano,
tú me debes enterrar.

Enterrarme allá arriba en la montaña,
O bella ciao, bella ciao, bella ciao, ciao, ciao,
enterrarme allá arriba en la montaña,
bajo la sombra de una bella flor.

Y las personas que pasen,
O bella ciao, bella ciao, bella ciao, ciao, ciao,
y las personas que pasen
me dirán "¡qué bella flor!"

Esta es la flor del partisano,
O bella ciao, bella ciao, bella ciao, ciao, ciao,
esta es la flor del partisano
muerto por la libertad.